Desde el presunto rechazo de Windows Vista por los usuarios, ya que todavía no están dispuestos a migrar a un sistema operativo que necesite muchos recursos, Microsoft ha decido crear una nueva versión de sus sistema operativo.

Anteriormente era conocido como Vienna, el cual poseía un doble sentido peligroso. Por lo que Microsoft ha decidido llamar a la nueva versión Windows 7 y no Vienna, aparte de los requisitos.

Microsoft en una conferencia en Orlando, dijo que tratará de cumplir con la fecha estipulada para el lanzamiento de Windows 7 para el 2010, con el fin de evitar los problemas que tuvo con Vista.

Para los que usan Windows Vista, Microsoft añadió que antes que todo, lanzará el Service Pack 1 de Vista para solucionar los problemas del sistema operativo.